Trinidad y Tobago deportó a 16 niños venezolanos por mar, separando a algunos de ellos de sus padres, denunciaron una abogada, que intentó detener la deportación, y dirigentes opositores de Venezuela.

Los niños fueron deportados el domingo, horas antes de la reanudación de la audiencia judicial en la que se solicitaba su permanencia en el país, dijo la abogada Nafeesa Mohammed, que pidió investigar el caso y exigió al gobierno de Keith Rowley reconsiderar el manejo de la crisis migratoria vinculada con la llegada de venezolanos.

Tras horas de incertidumbre, el diputado opositor Omar González dijo que los deportados fueron encontrados en Delta Amacuro. Según el legislador, los niños regresarán a la isla por solicitud de una jueza trinitense.

“Ellos estaban en la Barra frontera de Delta Amacuro con aguas Trinitarias y están devolviendo a la embarcación a Trinidad y Tobago por orden del primer ministro, esto duele porque hay muchos niños que sus padres le pidieron a familiares que enviaran a sus hijos por la crisis que vive el país, y que mucho de ellos tienen problemas de salud que en Venezuela es imposible costear”, dijo Moreno.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingresa tu comentario
Por favor ingrese su nombre aquí